Añadiendo al carrito...

Seguir comprando
Finalizar compra

Melisa planta

> Mostrar Filtros
Propuestas Valor

Melisa planta

La Melissa Officinalis, también conocida como Melisa, es una planta proveniente del centro y el sur de Europa, específicamente de los países encontrados en la región Mediterránea. Esta planta aromática pertenece a la familia de las labiadas. Su nombre deriva de la palabra griega que significa miel de abeja. La planta de Melisa posee un aroma sumamente agradable, por lo que es utilizada como un remedio para calmar los nervios y algunos dolores musculares. Esto se debe a que su aroma actúa como un relajante y un analgésico natural, por lo que es utilizada como un tratamiento en la aromaterapia. Uno de los principales usos que se le da a la Melisa es un tratamiento en contra de algunos problemas emocionales, como el estrés, la ansiedad y la depresión. A su vez, esta planta también puede reducir los síntomas de la migraña y el dolor de cabeza, así como algunos problemas en el sistema nervioso. Gracias a su acción como tranquilizante, la Melisa puede ser un perfecto remedio para aquellas personas que sufran de problemas de insomnio. A su vez, esta planta es utilizada en personas que padecen de presión arterial alta, reduciendo así los síntomas que acompañan esta afección. Otro de los usos más importantes que se le da a la Melisa es como un remedio para los problemas estomacales e intestinales. Esta planta es un perfecto remedio para la acumulación de gases y evita los problemas de estreñimiento. A su vez, puede estimular la digestión y prevenir la aparición de infecciones virales en nuestro sistema digestivo. De la misma manera, la Melisa puede ayudar a eliminar la presencia de bacterias intestinales. También es un excelente remedio para combatir la gastritis, el síndrome de colon irritable y la diarrea. Por otra parte, la Melisa es utilizada como un tratamiento expectorante, ayudando con la obstrucción de las vías respiratorias. Esto es sumamente necesario para los pacientes que sufran de asma o bronquitis, y también puede ser un remedio para tratar algunos síntomas de la gripe. La Melisa actúa como un tratamiento diurético, por lo tanto, puede eliminar la acumulación de algunos líquidos y toxinas en nuestro organismo. Gracias a esto, esta planta también puede actuar como un antiinflamatorio de nuestras extremidades, así como un tratamiento para algunas condiciones, como la gota. La acción diurética de la Melisa es necesaria para tratar algunos problemas en nuestro sistema renal. Esto se debe a que esta planta puede ayudar con la limpieza de nuestros riñones, así como también del tracto urinario.

Belén Julve

Técnica en Farmacia.
Especialista en Medicina Natural.