Saltar al contenido

Todo lo que debes saber acerca de la dermocosmética

9 julio, 2014

La dermocosmética es un termino que suele utilizarse para referirse a la gama de productos cosméticos que se emplean para tratar diferentes afecciones de la piel como lo son las arrugas, las manchas o las impurezas, es decir, no se trata de enfermedades de la piel como el caso de los hongos o la dermatitis, sino por cuestiones que tienen que ver más con la apariencia estética. Los productos cosméticos por lo tanto, se utilizan para la higiene corporal de las personas o en su caso con la intención de mejorar la apariencia, particularmente en el área del rostro.

dermocosmética

En el caso de la dermocosmética se enfoca más a ofrecer soluciones reales con respecto a muchas de las alteraciones que se sufren en la piel. En otras palabras, mientras que los productos cosméticos se centran únicamente en la belleza física, la dermocosmética por el contrario centra sus esfuerzos en solucionar problemas relacionados con desequilibrios en la piel, por lo que las personas que se somenten a los tratamientos dermocosméticos encuentran soluciones mucho más eficaces a sus problemas, principalmente en aquellos casos en los que se trata una sola condición, como el caso de las manchas de la piel o el acné.

Ha muchas marcas de productos cosméticos que se venden en farmacias y que también sirven para embellecer la piel y el cabello, sin embargo no mejoran la salud ni la apariencia hablando en términos clínicos. Para poder identificar un producto dermocosmético, las personas tienen que saber que estos son productos con formulaciones basadas en los principios activos que previamente se ha comprobado su eficacia. Los especialistas que con frecuencia recomiendan este tipo de productos son los dermatólogos.

También es importante decir que hay algunos productos dermocosméticos que son de origen natural, sin embargo lo importante es que tengan principios activos adecuados y en una cantidad suficiente como para proporcionar la acción efectiva sobre la piel. En todo caso, siempre es de vital importancia que estos sean recomendados por un médico especialista en la salud de la piel.